¿Cómo ayudan las cargas de trabajo específicas de las aplicaciones a gestionar una cabina de almacenamiento?

Una aplicación es un software, como SQL Server o Exchange. Se definen una o más cargas de trabajo que sean compatibles con cada aplicación. En algunas aplicaciones, System Manager automáticamente recomendará una configuración de volumen que optimice el almacenamiento. Las características como el tipo de I/O, el tamaño de segmento, la propiedad de controladora y la caché de lectura y escritura se incluyen en la configuración de volumen.

Las características de volumen de la carga de trabajo específica de la aplicación dictan la forma en que la carga de trabajo interactúa con los componentes de la cabina de almacenamiento y determinan el rendimiento del entorno con una configuración determinada.